jueves, 23 de junio de 2011

Historias Mínimas

Por Dolores Fernández

Qué Suerte, Cortitos

La 36 Feria del Libro, tuvo más allá, del atractivo al que estamos acostumbrados, algunos hechos que el periodismo se encargó de difundir.
Pero hay anécdotas, que son conocidas por pocos.

Sábado a la tarde, ir y venir de los visitantes ansiosos de novedades y por qué no, de ofertas, que les permitiesen, la compra de algún clásico.
Un grupo de escritores, disfrutaba la presentación de sus libros, cuando un hombre de unos cuarenta años gritó con entusiasmo:

-Que suerte, cortitos.

Todos los que allí estaban, se sorprendieron viéndolo agitar, eufórico un libro en cuya tapa llegué a leer: …Micro ficción…
De inmediato comprendí el entusiasmo del lector.
En los tiempos, donde el hoy, pasa rápidamente a pasado y el presente, corre, delante de nuestros ojos, los lectores, prefieren historias mínimas. Donde el vértigo y la seducción, los lleven a finales inesperados, en el que puedan decidir los caminos del micro cuento. Llevarlo en su pensamiento, encontrar atajos por donde descubrir el secreto de cada palabra.

No es fácil, viajar en tren o en colectivos repletos con un libro en la mano, tratando de encontrar la página, que el codo de otro pasajero, nos hizo perder.
Los Cortitos nos permiten, disfrutar su lectura en un embotellamiento de tráfico, a la hora del almuerzo, en esos espacios buscaremos, un nuevo rumbo para ese personaje, que nos esconde una sorpresa y nos convoca a descubrir otra historia dentro de su brevedad.
El lector actual carece de tiempo, por eso no debe asombrarnos el entusiasmo de este visitante a la Feria.


El Auge de la Novela Corta

El vértigo del diario vivir, nos lleva, a buscar lecturas breves. La Argentina, cuenta, con un caudal importante de jóvenes escritores, que nos presentan novelas cortas, importantes, atractivas para el lector que corre contra reloj.

Entre ellos, han logrado imponerse, en el mundo literario, con novelas de poco más, 165 páginas: Claudia Piñeiro su exitosa novela policial, Tuya . En la cual ,todos los capítulos, son cortos, tres a cinco páginas.
******
El Caníbal, novela dinámica, de Juan Terranova, obra de ficción, que podría ser leído, como un ensayo sobre literatura, sin perder interés.
*******
Carlos Busqued autor de: Bajo este Sol Tremendo, novela que se lee de un tirón, no por su brevedad, sino por su velocidad.
********

Opendoor, de Hiossi Havillo .Con el tema tabú de la psiquiatría. Cuarenta y un capítulos cortos, más de uno, de los epílogos podrían ser escenas de una película u obra de teatro. Entre la mordacidad y la ternura el realismo y la abstracción.

Lo que debemos destacar es que no solo la nueva camada de escritores se luce con sus nouvelle.
En el 2009 Aurora Venturini ganó el Premio Nueva Novela organizado por el diario Pagina 12 con su novela Las Primas, la autora tiene 85 años.
Alan Pauls y Rodrigo Fresan que formaban parte del jurado, no terminaban de decidirse, ya que pensaban que era una broma de Cesar Aíra o algún otro escritor.
La escritora, con su novela, barre con todas las convenciones estilísticas y narrativas, demostrando que puede pertenecer a la nueva generación, sin olvidar su pasado exitoso.
Para cerrar, Foguill, afirma que Hebe Huart, autora entre otras de Señorita, novela corta de iniciación y aprendizaje, es la mejor escritora argentina. Ella es otra joven de 73 años, que nos brindan el placer de disfrutar la lectura, de novelas ideales para estos tiempos de vértigo, donde los diferentes medios, nos apabullan con sus ofertas.
L a literatura se acomoda a nuestro paso, sin perder su magia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Entradas populares

Gracias por acompañar mis paso,s en esta isla de sueños

Unas veces me siento/ como pobre colina/ y otras como montaña de cumbres repetidas/ unas veces me siento /como un acantilado /y otras como un cielo /azul pero lejano...

De :Mario Benedetti

Follow by Email